Vuelta octavos de final de la Liga de Campeones

En el día de hoy se han celebrado los primeros dos partidos de la vuelta de Octavos de final de la Liga de Campeones con estos resultados:

BARCELONA 3-1 ARSENAL


La épica de la máxima competición continental volvió en todo su esplendor al Camp Nou. Fue un partido de esos que no se olvidan, que quedan grabados para siempre en la memoria de los culés. El Barça estaba obligado a remontar un 2-1 adverso de la ida, algo prácticamente insólito desde que Pep Guardiola se hizo cargo del banquillo. Que el reto no iba a ser fácil lo sabía todo el mundo. Pero el técnico azulgrana acertó una vez más en sus vaticinios: “La afición nos llevará a cuartos”, dijo. ¡Cuánta razón tenía!. La ‘gent blaugrana’ puso la pasión… y Xavi, Iniesta, Villa, Messi y compañía, la magia y los goles.

Fue un trinfo doblemente meritorio, ya que el Barça tuvo que hacer frente a un sinfín de contratiempos. No estaban sus dos centrales titulares, el lesionado Puyol y el sancionado Piqué. Cómo se les vio sufrir en el palco, mientras su buen amigo Cesc Fàbregas se estrenaba en el estadio donde -quién sabe- quizá algún día juegue como azulgrana. Y qué aplomo mostraron sus recambios, Busquets y Abidal. La mala suerte se cebó con el primero en el 1-1, pero su actuación fue de sombrerazo. Y ‘chapeau’ para el francés, cada vez más brillante en el eje.

Un Arsenal con Van Persie… y a la defensiva

El Arsenal salió a defender descaradamente su renta y renunció al balón desde el primer minuto. Y sí, jugó Van Persie. ¿Alguien creyó que Arsène Wenger tenía dudas con su lesión?. Pero se le vio poco. Los ‘gunners’ defendieron con uñas y dientes, sin dejar apenas espacios a un Barça que tocaba y tocaba con paciencia. Y que, cuando perdía el esférico, lo recuperaba con la voluntad de un poseso (mención de honor para Mascherano en este apartado).

Almunia y las cosas del destino

A todo esto, en el minuto 18 se produjo un hecho que hizo pensar a los culés en las casualidades del destino. El meta ‘gunner’ Szczesny se lesionó la mano al detener un ‘obús’ de Alves y fue sustituido… por Almunia. El mismo portero que entró por Lehmann en la mágica final de Champions que el Barça ganó en París en el 2006.

El dominio local empezó a traducirse en ocasiones poco antes del descanso. Pedro lo intentó en el 28′, sin éxito. Villa, en el 33′. Y Adriano envió un trallazo al poste en el 35′.

Tensión y tangana

Y a la que vio que las cosas empezaban a pintar mal, el Arsenal se ‘mourinhizó’ un poco. En el 44′, Wilshere simuló una lesión en una inocente entrada de Iniesta. Van Persie se metió en medio… y se armó la tangana. La cuestión era perder tiempo. Instantes después, el holandés vio la primera de sus dos amarillas por propinar un manotazo en la cara a Alves, ya con el balón en juego.

Gol con ‘sombrero’ de Messi

Los nervios estaban a flor de piel, la tensión se palpaba en el ambiente. Qué sufrimiento. El 0-0 no valía… pero poco antes del descanso salió al rescate el mejor del mundo, el número uno, Leo Messi. El argentino logró el 1-0 en una jugada antológica, en el 47′. Recibió una asistencia de Iniesta, superó a Almunia haciéndole un ‘sombrero’ en carrera y en un palmo de terreno le desbordó y marcó. ¡Menos mal!.

Busquets empata en propia puerta

La segunda parte fue lo más parecido a una película de acción y suspense. No hubo ni un segundo para el respiro. El Arsenal puso el corazón en un puño a los culés empatando en el 52′. Fue una jugada llena de infortunio, en la que Sergio Busquets, al intentar rechazar un balón colgado al área en un saque de esquina, lo cabeceó en su propia portería (1-1, 52′).

Van Persie, expulsado

El Arsenal se quedó en inferioridad muy poco después. Van Persie vio la segunda amarilla al rematar una acción que el árbitro Busacca había invalidado por fuera de juego. Y los londinenses lo pagaron caro.

El Barça, con uno más, se lanzó en tromba en busca del segundo. Los ataques se sucedían en oleadas. Pero Almunia lo paraba todo. Villa lo sufrió en sus carnes en el 60′ y el 66′.

Xavi devuelve la ilusión

Pero con quien ya no pudo fue con Xavi, que en el 67′ logró el 2-1. Fue después de una magnífica jugada de Iniesta, como en el 1-0. ¡Qué partidazo del manchego!. El de Fuentealbilla se zafó de dos defensas ‘gunners’ con sendas ‘croquetas’, pasó a Villa y el asturiano, de primera, a Xavi, que batió a Almunia en su salida.

Messi desata la locura

La eliminatoria estaba igualda. Y tres minutos después, se decantó del lado blaugrana. Koscielny zacadilleó a Pedro en el área y Busacca lo vio claro: penalty. Messi transfomó la pena máxima en el 3-1 (71′).

¡Gracias, Mascherano!

Todavía quedaban 20 minutos de agonía. Si el Arsenal marcaba, todo se iba al garete. No fue así. Y no porque no hubiera peligro. Messi, Alves, Afellay fallaron goles cantados. Y en el 86′, Mascherano evitó la eliminación del Barça impidiendo un mano a mano de Bendtner, desbaratando su remate cuando estaba completamente solo ante Valdés.

Por fortuna, no hubo que lamentarlo y el Barça ya está en cuartos. ¡El sueño de llegar a la final de Wembley el próximo 26 de mayo sigue vivo!.

Ficha técnica
Barcelona: Valdés; Alves, Busquets, Abidal, Adriano (Maxwell, m.90); Mascherano (Keita, m.88), Xavi, Iniesta; Pedro, Messi y Villa (Afellay, m.82)

Arsenal: Szczesny (Almunia, m.19); Sagna, Djorou, Koscielny, Clichy; Wilshere, Diaby; Cesc (Bendtner, m.78), Rosicky (Arshavin, m.73), Nasri; y Van Persie.

Goles: 1-0, m.45+3: Messi. 1-1, m. 53: Busquets (propia puerta). 2-1, m.68: Xavi. 3-1, m. 71: Messi.

Árbitro: Massimo Busaca (Suiza). Mostró cartulina amarilla a Koscielny (m.16), Sagna (m.29), Wilshere (m.36), Van Persie (m.45+1), a quien expulsó por doble amonestación en el minuto 56.

Incidencias: Asistieron al encuentro 95.486 espectadores en partido de vuelta de los octavos de final de la Liga de Campeones disputado en el Camp Nou.

SHAKHTAR 3-0 ROMA


El Shakhtar Donetsk pasó por primera vez en su historia a Cuartos de Final de la Champions League, tras derrotar a la Roma por 3-0 (6-2 en el marcador global).

Mircea Lucescu, técnico del Shakhtar, sabía que la Roma era el que tenía que buscar dos goles, por lo que utilizó de entrada un 4-2-3-1, pero enfocado a esperar al rival quien controló el balón durante los primeros minutos, pero sin llevar peligro al arco de Pyatov.

Vincenzo Montella, técnico de Roma, sorprendió al dejar en el banco a Totti y a Brighi, no tanto por el nivel de éstos, sino porque sin Jeremy Menez, el conjunto de la capital italiana estaba parco en cuanto a creatividad en el centro del campo.

Al minuto 18 Willian, envió un centro que fue rematado de tacon por Hubschman para colocar el primer tanto de la escuadra minera del Shakhtar.

La eliminatoria se tornó muy complicada para la Roma, pero todavía tuvo una oportunidad de regresar a la eliminatoria cuando Mkhitaryan derribó en el área a Borriello, pero el italiano tiró el penal muy suave y Pyatov detuvo el envío.

Los problemas romanos se incrementaron cuando Mexes fue expulsado por una doble amonestación al derribar a Luiz Adriano.

En el segundo tiempo, al minuto 58, Willian pilló un rechace tras un corner y mandó su remate al ángulo para colocar el 2-0 que definía la eliminatoria a favor de su equipo.

La Roma poco a poco fue perdiendo los ánimos y se limitaba a seguir de un lado a otro los pases del Shakhtar, el paseo tuvo un premio más al 87′ cuando Rosi cometió un error que Eduardo aprovechó para para conseguir el tercer tanto.

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *